Viajes en Casas rodantes en Islandia

Viajes en Casas rodantes en Islandia – Las tierras altas de Islandia

Alquiler de autocaravanas en Islandia

Autocaravanas de alquiler en Islandia

Las tierras altas de Islandia

Añada una completamente nueva dimensión a sus vacaciones en Islandia al visitar pequeños poblados y villar para disfrutar de una genuina hospitalidad, explorar paisajes pintorescos y aprender sobre la cultura y estilo de vida rural de Islandia.
Durante siglos, el interior de Islandia era virtualmente inaccesibles jugando por años como el anfitrión de la ocultación. A través de los caminos montañosos de Kjölur y Sprengisandur, las tierras salvajes sin tocar del centro montañoso de Islandia ahora están abiertas para el público en general – para una exploración cautelosa a pie o en vehículos 4×4 – en los meses de verano.
Las tierras altas de Islandia son una mezcla indomable de desiertos rocosos, picos irregulares, volcanes, casquetes de hielo, valles y aguas termales, que deben ser exploradas en todo momento con respeto, atención y medidas preparatorias.
La mejor forma de obtener información sobre las condiciones camino y el clima en el sistema de carreteras es llamando al1777 (si tiene problemas utilice el +354 522 1100). Abierto de 8 – 16 en verano y de 6:30-22 en invierno. Una máquina contestadora en inglés con información similar del camino está disponible en el número telefónico 1778.

Simplificamos el alquiler de autocaravanas.

Aquí encontrará los mejores precios de autocaravanas de alquiler en Islandia

Acogedoras comarcas, montañas espectaculares, islas frente a las costas y una tierra viva hacen del Norte de Islandia un mundo único. Al oeste los volcanes hace tiempo terminaron su cometido y desde la desaparición de los glaciares las corrientes fluviales han moldeado un paisaje de contornos suaves, atravesado por ríos salmoneros.

Normas de tráfico
En Islandia se conduce por la derecha. El uso de cinturones de seguridad delanteros y posteriores es obligatorio, también lo son las luces de cruce tanto de día como de noche. La velocidad máxima autorizada dentro de los núcleos de población es de 50 km/h y en las zonas residenciales por lo general de sólo 30 km/h; en las carreteras de grava fuera de los núcleos urbanos es de 80 km/h; en las carreteras asfaltadas, de 90 km/h. El límite de velocidad con frecuencia es sólo de 60 km/h en las vías principales. Existen multitud de cámaras de vigilancia para controlar la velocidad, además de estricta vigilancia policial.

Las leyes islandesas sobre la conducción en estado de embriaguez son muy estrictas: el límite legal es del 0,05% de alcohol en la sangre. La pena por conducir ebrio supone la pérdida del carné de conducir acompañada por una multa elevada.

Viajes en Casas rodantes en Islandia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 5 =