Holanda en Autocaravana

Holanda en Autocaravana

Recorrer Holanda en autocaravana será una experiencia llena de maravillosos momentos. Holanda te ofrece molinos de viento galerías de arte, cerámica de Delft, queso, vino, flores, canales, y festivales de luz, entre paisajes de gran belleza natural. En Kinderdijk encontraremos unos 19 molinos de viento declarados Patrimonio Mundial de la UNESCO. En Maastricht podrás saborear los vinos de la región, en Drenthe puedes hacer una ruta megalítica; esto y mucho más te ofrece Holanda.

Holanda en Autocaravana

Holanda en Autocaravana

Lo que no te puedes perder de  Holanda

Holanda es el país ideal para recorrerlo en bicicleta, te ofrece, por todas partes, la oportunidad de realizar un colorido paseo a través de campos de tulipanes. Si no tienes una bicicleta, no te preocupes – puedes alquilar una en casi cualquier parte -. Mejor aún, puedes recoger una de las bicicletas blancas gratuitas que te permitirán, por ejemplo,  explorar el paisaje surrealista del Parque Nacional Hoge Veluwe.

Una ciudad que no te debes perder es Amsterdam, repleta de preciosos canales y cultura. Pasea y disfruta de la arquitectura de los edificios, y no olvides visitar el Rijks Museum, ni el Museo de Van Gogh,  este último dedicado a cientos de obras del famoso artista. También puedes acércate a la casa Museo de  Ana Frank, y descubrir el Hermitage de Ámsterdam. El Hermitage holandés te permitirá ver increíbles exposiciones del Museo del Hermitage, en San Petersburgo, sin tener que visitar Rusia. Y, si te gusta la arquitectura, el patio interior de la Begijnhof  es el escenario ideal para tomar unas fotografías increíbles.

Los jardines de Keukenhof, sólo abren desde mediados de Marzo hasta mediados de Mayo cada año, pero te aseguro que serán los jardines más coloridos que verás jamás. Situado en un parque de 70 acres, los jardines, son el escaparate de la industria de la bombilla holandesa, con espectáculo de luces impresionantes durante la noche. Necesitarás un día completo para apreciar realmente todo, incluyendo una excursión por el canal a través de los campos de tulipanes en barco, si quieres completar la experiencia.

Para los amantes de la belleza de la Naturaleza salvaje, las Islas Frisias Occidentales (o islas Wadden), son un refugio para la vida silvestre y la observación de aves, con una gran importancia ecológica internacional. La mejor opción para moverse por todas las islas, incluyendo Terschelling y Ameland, es a pie o en bicicleta. Utiliza el hop-on hop-off ferry para visitarlas. Texel, es la mayor de las islas, Terschelling y Ameland son de obligada visita. Todas tienen campings para autocaravanas.  Por si quieres tomar nota, los holandeses votaron Schiermonnikoog como el lugar más bonito en los Países Bajos.

Si quieres ver la magia de la idiosincrasia holandesa, no te queda otra alternativa que visitar la provincia de Flevoland. Allí se encuentra la madre de todos los pólderes, Noordoorpolder: 460 kilómetros cuadrados de verde, blanco y azul a tres metros bajo el nivel del mar.  Te aclaro que un polder es una construcción para parar el avance del mar.

Y no olvides visitar el Parque Clingendeael. Tendrás que viajar hasta la Haya para poder gozar de este jardín japonés de más de 100 años de antigüedad. Ten en cuenta que está abierto de Octubre a Mayo, y que una vez y entres, quedarás tan impresionado, que creerás estar en Japón.

No lo pienses más y dedica una ruta a Holanda, es un país que realmente merece la pena recorrer y visitar.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Trece + Nueve =